Se puede tener un cáncer y encontrarse bien o estar sometido a un sufrimiento e invalidez considerables sin que los médicos encuentren pruebas de enfermedad. La Medicina no ofrece respuestas aceptables para esta última situación y recurre arbitrariamente a negar la realidad del sufrimiento, haciendo aún más insufrible el calvario de los pacientes. Este blog intenta aportar desde el conocimiento de la red neuronal un poco de luz a este confuso apartado de la patología.

We may have cancer and feel good, or be submitted to substantial disability and suffering without doctors finding any evidence of disease. Medicine gives no acceptable answers to the last situation and arbitrarily appeals to denying the reality of suffering, making the calvary of patients even more unbearable. This blog tries to contribute with the knowledge of the neuronal network, giving a little light to this confusing section of pathology.

Click here to switch to the english version

sábado, 18 de julio de 2009

E.B. Twitmyer



Edward Burkit Twitmyer fué un oscuro Psicólogo Americano que describió el reflejo condicionado y presentó su trabajo en forma de tesis doctoral en 1902. Dos años más tarde comunicó sus conclusiones en los Encuentros Navideños de la Asociación Americana de Psicología. La sesión, desarrollada en Filadelfia en 1904, estuvo presidida nada menos que por Williams James y al pobre E.B. Twitmyer le tocó exponer escuetamente un resumen después de los canapés y no tuvo el menor eco.

Ese mismo año se concedió el premio Nobel a Pavlov.

Twitmyer describió en esencia lo mismo que Pavlov, sólo que en vez de utilizar campana y salivación en un perro experimentó con campana, reflejo rotuliano y seres humanos. Comprobó que tras una serie de campana y martillazo bastaba oir la campana para que se produjera la clásica respuesta del reflejo de la rodilla que nos identifica a los neurólogos.