Se puede tener un cáncer y encontrarse bien o estar sometido a un sufrimiento e invalidez considerables sin que los médicos encuentren pruebas de enfermedad. La Medicina no ofrece respuestas aceptables para esta última situación y recurre arbitrariamente a negar la realidad del sufrimiento, haciendo aún más insufrible el calvario de los pacientes. Este blog intenta aportar desde el conocimiento de la red neuronal un poco de luz a este confuso apartado de la patología.

We may have cancer and feel good, or be submitted to substantial disability and suffering without doctors finding any evidence of disease. Medicine gives no acceptable answers to the last situation and arbitrarily appeals to denying the reality of suffering, making the calvary of patients even more unbearable. This blog tries to contribute with the knowledge of the neuronal network, giving a little light to this confusing section of pathology.

Click here to switch to the english version

miércoles, 3 de noviembre de 2010

Creer para ver



El blog ha recogido estos días los testimonios de dos padecientes a las que  ha ayudado la pedagogía sobre Neurobiología del dolor. El propósito era conocer desde su perspectiva cómo se produjo el cambio.

El relato de una mejoría producida "sólo hablando o leyendo" genera con frecuencia incredulidad pero los hechos son los hechos y deben ser respetados, aun cuando se cuestione la explicación.

Si una padeciente de migraña o fibromialgia hace el esfuerzo de adquirir conceptos básicos y sustanciales sobre Neurobiología del dolor, decide dar un giro al modo cómo ha estado afrontando su enfermedad y se produce una mejoría debe admitirse que todo ello ha sucedido, con todas las cautelas sobre los motivos de que así haya sido.

Es inevitable que los padecientes comenten el proceso. Hay reacciones para todos los gustos. Todas son comprensibles pero no necesariamente admisibles. Por ejemplo...

- La información sola es inoperante. Se deben abordar otros ámbitos... las emociones. Una persona no es simplemente un cerebro...

- La teoría está bien pero hay que envasarla en un método, un procedimiento terapéutico, una técnica...

- Estoy, en parte, de acuerdo pero no en todo. 
        
- Si el dolor se ha ido "sólo hablando" es que era psicológico o imaginado o no era para tanto o..."ya me parecía a mí, tanto dolor..."

- ¡Cómo va a tener razón ese doctor y estar "todos los demás" equivocados..!

- La fibromialgia o la migraña no se curan... luego algo que se cura no es fibromialgia ni migraña

- Las "revistas especializadas" no hablan de nada de lo que dice "ese doctor"...

- Te hacen un lavado de cerebro, "se apoderan de tu mente"... es una secta...

- Etcétera...

La Neurobiología del dolor no me la he inventado yo. Sus conceptos están en las "revistas especializadas" en Neurobiología del dolor. Dando soporte a cuanto se divulga en este blog está todo lo conocido y publicado sobre cuestiones básicas: nocicepción, percepción-acción, memorias, imaginación, neuronas, sinapsis, generación, tráfico y procesamiento de señal, sistema de recompensa, neuronas espejo, copia eferente, necrosis, inflamación, daño y reparación tisular, cognición socializada, aprendizaje, empatía, placebo-nocebo, biología molecular, expresión genética integrada con el entorno, expectativas y creencias, reflejos condicionados, evolución, cultura, instrucción experta...

Mi labor ha consistido en buscar la integración de ese conocimiento en una hipótesis que explique físicamente (neuronalmente) el drama del dolor (sin daño relevante).

En la consulta, libros, charlas y blog difundo cuestiones básicas neuronales (know pain, no pain). 

En mi opinión, empieza a ser escandaloso que todos estos conceptos no se incorporen a las doctrinas políticamente correctas sobre dolor, vigentes aún en las aulas universitarias. Es obligación de todo profesional que se ocupe del dolor conocer su Neurobiología, de abajo-arriba y de arriba-abajo, desde las moléculas hasta las capas más evolucionadas del córtex prefrontal. Gran parte de las publicaciones contienen errores gruesos sobre nocicepción y omisiones también gruesas sobre cuestiones básicas a la vez que se da bombo y platillos a cualquier "descubrimiento" molecular que abre un camino de esperanza a un nuevo tratamiento (fármacos).

- ¿Se ha curado la migraña solo hablando? Todos sabemos que la migraña no se cura. Dudo que fuera una migraña...

- Si se han ido los dolores es que no era fibromialgia. La fibromialgia no se cura...

Hay suficiente investigación sobre cultura y enfermedad para empezar a tomarse en serio el hecho de que los circuitos cerebrales organizan su arquitectura y conectividad a golpe de interacción con el entorno. La cultura forma parte de ese entorno y estamos condenados a que nuestro cerebro esté influido por ella no de un modo etéreo, psicológico, mental... sino a través de facilitaciones e inhibiciones en las conexiones neuronales que influirán decisivamente en que determinados programas (dolor, respuesta de enfermedad...) se enciendan de forma anómala, injustificada.

La red neuronal, al igual que la red Inmune, es un sistema celular que se organiza desde el aprendizaje y ese aprendizaje, en nuestra especie más que en ninguna otra, está fuertemente influido por la cultura en la que nos criamos. No tenerlo en cuenta puede tener consecuencias trágicas. 

El Sistema Inmune comete errores de catalogación de peligro. Estos errores traen consecuencias dramáticas, incluso letales. La red neuronal comete también errores. No matan pero mortifican e invalidan de modo extremo...

El propósito del blog es el de alertar a los lectores sobre los peligros de la información, incluida la experta...

Ya lo he dicho en otra ocasión: de lo que se cree se cría... 

La creencia no es algo que el individuo decide quitar o ponerse. Se va construyendo por obra y gracia de las dinámicas inconscientes de la conectividad neuronal, con una diminuta ventana disponible para la intervención consciente del individuo. Somos aparentemente libres y tenemos aparentemente, voluntad, empeño... Es esa diminuta vía aparente de consciencia la que pretendemos sensibilizar para permitir la entrada de conocimiento liberador...

Una vez más, gracias Lurdes y Sol por vuestros escritos... 

2 comentarios:

Elefante dijo...

Felicidades por la entrada, doctor. Clara, sencilla y directa. Muy acertados los comentarios sobre las opiniones creadas por los pacientes. Es la pura verdad. Resulta difícil llegar a la gente incluso cuando el relato les convence.

Lurdes Sacristán dijo...

Gracias Arturo, un abrazo.